Expertos se congregan en torno al estudio del Ocio: estudios concluyen que es determinante en una vida más saludable y feliz

Publicado el 25 de abril de 2019.

No es ni una actividad que se hace en el tiempo libre, sino una experiencia. Y son las personas las únicas responsable de atribuirle valor y sentido a lo que está sucediendo, explicaron expertos en dos seminarios internacionales realizados en el Campus Villarrica y en la Escuela de Psicología de la Pontificia Universidad Católica de Chile.

“El ocio es calidad”, recalcó María Jesús Monteagudo, directora del Instituto de Estudios de Ocio de la Universidad de Deusto (Bilbao) en el Seminario “El ocio como factor de desarrollo humano: Beneficios, significados y manifestaciones”, organizado por el Campus Villarrica UC en el marco de una residencia de un mes en el Campus Villarrica, gracias a Programa de Fortalecimiento de Redes Internacionales de la Vicerrectoría de Investigación (VRI) de la UC.

Monteagudo, quien es doctora en Ocio y Potencial Humano y licenciada en Psicología de la Universidad de Deusto, destacó que no se trata de tiempo libre, ni de una actividad en sí. “Es tiempo de calidad que tiene que ver con las preferencias y las situaciones. Hay personas que están desempleadas, que son ricos en tiempo y que éste tampoco se va a traducir en ocio”, explicó.

“Cada uno le atribuye valor y sentido propio. Tampoco es una cuestión de una edad determinada, no corresponde a la infancia o a las personas mayores, sino que se habla del ocio como un estado mental”, agregó.

Además, esta experiencia tiene un carácter tridimensional porque tiene lugar en el antes, durante y después. “El ocio genera beneficios que realmente importan para que las personas puedan hablar de calidad de vida y bienestar, que otros aspectos de la vida no permiten”, dijo la experta.

Satisfacción psicológica

La palabra “ocio” deriva del latín “otium” que significa reposo, siendo la “la referencia psicológica satisfactoria” el principal beneficio que se pueda obtener de él. “El ocio es importante porque mejora la salud de las personas mayores, por ejemplo”, agregó Monteagudo, en los seminarios realizados en Santiago, gracias al apoyo también de la Escuela de Psicología de la UC.

Por su parte, el académico de la Escuela de Psicología UC, Christian Berger comentó que "establecer vínculos interpersonales de calidad es clave y los espacios extracurriculares son un espacio ideal, donde además se genera mayor empatía, una identidad moral más alta e integración social".

Ocio y naturaleza

El académico e investigador del Centro UC de Desarrollo Local de Campus Villarrica, Andrés Ried, se refirió a la teoría de restauración psicológica y los beneficios que otorga el contacto con la naturaleza. “Estamos hablando de este escenario, de este tipo de mundo físico que rodea una experiencia, donde se vinculan las personas y generan sentido en ellas, donde el tema social y familiar tiene un rol fundamental”, dijo.

“Los paisajes nos evocan y relacionan con ciertos símbolos y sentidos que nos da experiencia. La teoría de la restauración psicológica de cualquier tipo de experiencia en ambientes naturales reduce la fatiga mental más rápida que en un ambiente construido. Si estamos en esta sala con un paisaje de un lago, mi fatiga mental se recuperará más rápido. La naturaleza también reduce el estrés”, destacó Reid, quien también es doctor en Ocio y Potencial Humano de la Universidad de Deusto.

El contacto que generan las personas con la naturaleza despiertan en ellas experiencias de asombro; y de liderazgo y desafío. “Los ecosistemas nos dan beneficios esenciales para la vida, alimentos, energía, entre otros. También hay una cantidad de servicios culturales y espirituales que nos ofrece, junto a salud y bienestar”, agregó Ried.

“Entre las capacidades que las personas desarrollan tras el contacto con la naturaleza están: gozar de buena salud; poder disfrutar y sentirse parte de la naturaleza; experimentar placer y emociones; estar bien con uno mismo y tener una mejor vida interior”, concluyó el experto de Campus Villarrica UC.

Monteagudo planea volver a Chile en 2020, a continuar sus investigaciones sobre los espacios y trayectorias de Ocio en la ciudad de Villarrica, en conjunto con el Dr. Andrés Ried.