Le damos la bienvenida al académico Manuel Tironi

El profesor asociado del Instituto de Sociología UC hará una estadía en Villarrica, durante la cual colaborará con Cedel UC en torno a proyectos de conocimientos indígenas y transiciones a la sustentabilidad, además de sumarse a iniciativas vinculadas al accionar del CIDS en el territorio.
 
Como una oportunidad de integrarse a "un nodo de producción de conocimiento y articulación de implicaciones desde el territorio, y en particular desde la Araucanía", el investigador Manuel Tironi se ha instalado recientemente en la ciudad de Villarrica, a desarrollar proyectos vinculados a una de sus líneas de trabajo, la sustentabilidad.
 
Tironi es profesor asociado de Sociología UC e investigador principal del Centro de Investigación para la Gestión Integrada de Riesgo de Desastres y en Núcleo Milenio de Investigación en Energía y Sociedad, además de Global Advisor 2019-2021 del Institute for Culture and Society de la Western Sydney University.
 
Su investigación se centra en la integración de conocimientos diversos para pensar el nexo sociedad-naturaleza y las disrupciones geoclimáticas. Su actual proyecto Fondecyt se centra en los modos de conocer e intervenir sobre la naturaleza el en territorio Lickanatai (Salar de Atacama). Su último libro Thinking With Soils: Material Politics and Social Theory (junto a JF. Salazar,  C. Granjou, M. Kearnes y A. Krzywoszynska) analiza el suelo como espacio crítico de reflexión ante la actual crisis socioambiental.
 
Conversamos con Tironi sobre su mirada del Campus Villarrica:
 
- ¿Qué particularidades crees que distinguen nuestro proyecto académico de otras unidades UC?
Creo que el Campus Villarrica es, de partida, mucho más que un campus. Lo veo como un nodo de producción de conocimiento y articulación de implicaciones desde el territorio —y en particular desde la Araucanía— que lo hacen un lugar único en el ecosistema UC. El hacer ciencia y crear colaboraciones enraizadas en y para un contexto regional cruzado por desafíos rurales, indígenas, ecológicos y productivos hace una diferencia enorme, y es de una tremenda riqueza para la UC en tiempos que precisamente las comunidades exigen mayor vinculación territorial.
 
- ¿Cuáles crees que son los desafíos de la UC en La Araucanía y cómo podrías aportar tú a ellos?
Creo que un desafío potente es la cuestión indígena. Hay una deuda histórica con los pueblos originarios en general, pero particularmente con el mapuche, y la UC debe recoger el guante. Las soluciones tienen que venir de las propias capacidades territioriales y ancestrales mapuche, pero la UC debe estar a disposición de esos procesos de reparación. Creo que mi trabajo sobre la conexión entre conocimientos ancestrales y tensiones socioambientales podría contribuir a pensar en la soberanía epistemológica también como un espacio de restitución.
 
Le damos la bienvenida al investigador, esperando que su estadía en Villarrica sea fructífera para su carrera académica.